Militar y destacadísimo naturalista (1742-1821) es uno de los mejores retratos salidos del pincel de Goya, por su maestría y su espectacularidad cromática. Este ingeniero militar, hermano del diplom&aac" />

INFORMACIÓN ACERCA DE LAS COOKIES UTILIZADAS
Le informamos que en el transcurso de su navegación por los sitios web del grupo Ibercaja, se utilizan cookies propias y de terceros (ficheros de datos anónimos), las cuales se almacenan en el dispositivo del usuario, de manera no intrusiva. Estos datos se utilizan exclusivamente para habilitar y estudiar de forma anónima algunas interacciones de la navegación en un sitio Web, y acumulan datos que pueden ser actualizados y recuperados. En el caso de que usted siga navegando por nuestro sitio Web implica que acepta el uso de las cookies indicadas. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra sección Política de cookies


Facebook
Twitter
Google+

Retrato de Félix de Azara

Retrato de Félix de Azara

Ficha técnica

  • Autor Francisco de Goya y Lucientes
  • Título Retrato de Félix de Azara
  • Cronología 1805
  • Técnica Óleo sobre lienzo

Descripción

Militar y destacadísimo naturalista (1742-1821) es uno de los mejores retratos salidos del pincel de Goya, por su maestría y su espectacularidad cromática. Este ingeniero militar, hermano del diplomático e intelectual José Nicolás de Azara, permaneció 21 años en tierras de los actuales Uruguay y Paraguay, y realizó el primer estudio de la flora y de la fauna de aquellas tierras de Sudamérica, que formaban parte del imperio colonial español. Sus trabajos científicos, desarrollados mediante el método empírico, los publicaría en los primeros años del siglo XIX en Madrid y París. En ellos corrigió las clasificaciones de Buffon y se adelantó en medio siglo a las observaciones que indujeron a Darwin a elaborar sus teorías del origen de las especies.

El retrato se lo hizo Goya en 1805 cuando era brigadier de la Armada y vocal de la Junta de Fortificación y Defensa de Indias. Goya situó a Azara en un gabinete de estudio, con unos estantes al fondo, llenos de coloristas aves y cuadrúpedos disecados, y pintados con pinceladas amplias y sueltas. Su rostro está magníficamente modelado, y viste el uniforme de brigadier, con casaca negra y vistoso calzón amarillo. Con su mano derecha sujeta un billete con el nombre del retratado, la firma de Goya y la fecha de 1805. Sobre la mesa colocó el bicornio y tres libros que hacen referencia a las publicaciones de sus estudios científicos.

Ubicación en el museo

Puedes localizar esta obra en  Planta 2 Sala Goya

Multimedia